Lacoste Live

La auténtica historia del “Cocodrilo” se remonta a 1923 y comienza con una apuesta que René Lacoste había hecho con el Capitán del Equipo de Frnacia de La Copa Davias, Allan H. Muhr, que le prometió una maleta de piel de cocodrilo si ganaba un partido importante para el equipo. Este episodio fue objeto de un artículo del Boston Evening Transcript, en el que el peridosita llamaba por vez primera a René Lacoste <<el Cocodrilo>>. El público americano en seguida se quedó con ese apodo, que reflejaba la tenacidad que demostraba en las pistas de tenis, al no soltar nunca su presa.

Su amigo Robert George, el ilustrador, diseó encontes para él un cocodrilo que fue bordado en el blazer que llevaba en la pista. La leyenda había nacido.

Web Oficial